Rio de los Pajaros (Anibal Sampayo)

¿Sabías que Aníbal hizo esta canción en honor del Río Uruguay?
 
"Los indios designaron con este nombre al Río Uruguay. Mi canción quiere copiarla musicalmente. A la altura de Salto Grande, el río se amansa, corre sobre un cerco pedregoso, plácido, hay un paisaje blanco de arenales.
Al revés del Paraná, que es desmelenado y bravo, el Uruguay es un espejo.
Por eso entre la Argentina y mi país no hay fronteras, el Uruguay nos une, en vez de separarnos."
Río de los pájaros

El Uruguay no es un río,
es un cielo azul que viaja,
pintor de nubes, camino
con sabor a mieles ruanas.

Los amores de la costa
son amores sin destino,
camalotes de esperanza
que se va llevando el río.

Chuá, chuá, chuájajajá
no cantes más torcacita
que llora sangre el ceibal.

Morenita lavandera,
biguacita de la costa
enrrollate la pollera,
ponete a lavar la ropa.

Tu madre cocina charque,
tu padre fue río arriba
y vos te quedaste sola
lavando ropa en la orilla.

Chuá, chuá, chuajajajá
no cantes más torcacita
que llora sangre el ceibal.

Canoíta pescadora
aguantame el temporal,
si mis brazos no se cansan
remando te he de sacar.

Gurisito pelo chuzo,
ojitos de yacaré,
barriguita chifladora,
lomito color café.

Chuá, chuá chuajajajá
no cantes más torcacita
que llora sangre el ceibal.


Aníbal Sampayo


Historiando cantos... RIO DE LOS PAJAROS De ANIBAL SAMPAYO     
El 6 de agosto de 1926 nació en Paysandú (República del Uruguay) el autor que en poco tiempo concentrara la atención pública en sus atractivas creaciones musicales.
Tuvimos opotunidad de alternar con Aníbal Sampayo en Cosquín, y conociéndole, estuvimos más cerca de la fresca intención de sus versos y de la pintura onomatopéyica de su música. Lo conocíamos anteriormente por la grabación de una de sus canciones dedicada a su hijita y que lleva su nombre: "Selva". Esta es una polka que, como casi la mayor parte de la música de Sampayo, es descriptiva. - Mi música me la dicta el río - nos dice. . - ¿Cuál es su tema predilecto? - preguntamos . - Lo que tiene más valor para un autor, es el material humano - responde -. Yo me acerco a los hombres, a los hacheros, los pescadores, vivo cerca de ellos, me adentro a su paisaje, soy su amigo. Paysandú está rodeada de montes vírgenes y ríos. Mi canto es el canto del natural de allí, del que habita sus islas, es su canto de monte, sus necesidades, su grito agreste de soledad, dentro de su cuadro natural. - Ubique usted geográficamente al "Río de los Pájaros".      - Los indios designaron con este nombre al Río Uruguay. Mi canción quiere copiarla musicalmente. A la altura de Salto Grande, el río se amansa, corre sobre un cerco pedregoso, plácido, hay un paisaje blanco de arenales. Al revés del Paraná, que es desmelenado y bravo, el Uruguay es un espejo. Por eso entre la Argentina y mi país no hay fronteras, el Uruguay nos une, en vez de separarnos. - Háblenos de la presencia humana en su "Río".      - El personaje más importante es el "gurisito" descalzo cuyo padre generalmente es el pescador y la madre lavandera. Cuando escasea la pesca, entra en vigencia aquel verso donde digo: "barriguita chifladora". - ¿Qué quiere decir Chuá chuá jajajá?      - Ese es el antiguo grito de desafío de los canoeros, cuando el río estaba bravo.   - ¿Y cuál es el simbolismo de la introducción de la obra?      - El canto de la paloma. En la hora de la siesta, sobre la soledad de las márgenes del río, lo único que se oye es el arrullo de la paloma. - Las primeras grabaciones la dan como "chamarrita", y las otras no, ¿por qué?      - No es chamarrita, es una canción con ritmo del litoral.   - El personaje de sus obras, ¿cómo recibe las mismas?      - Puedo darle un ejemplo: hay allá un pastor apodado Tino. Es un hombre arisco y selvático. Sin verle los perros ni los andrajos, yo supe cantarle en una de mis canciones, porque creí penetrar en su alma sencilla, creí ver algo más que su cayado y que la mansedumbre característica de un cuidador de vacas. Ese "sanducero" sin destino ni casa, pegado a su tierra, se sintió identificado con mi canto. - ¿Cuál es la mayor satisfacción que le ha dado Río de los Pájaros?      - Más que la cantidad de grabaciones que tiene, más que la aceptación con que la ha recibido el público de muchos festivales, es el hecho de que la hayan aprobado los Consejos de Educación de Uruguay y de algunas provincias argentinas, para ser cantada por los niños de las escuelas. Me siento plenamente realizado, por el hecho de haber podido poner mis palabras en bocas infantiles; en boca de esos niños nuestros a quienes debemos cantar, a quienes debemos acercar a la escuela, ya que desgraciadamente hoy hay pequeños que no pueden asistir a clase porque deben trabajar para subvenir a sus necesidades elementales. - ¿A qué intérprete atribuye usted la difusión inicial de su obra?      - Jorge Cafrune fue uno de los primeros en conocerla y ejecutarla. Además la realizó con cariño, identificándose plenamente con ella. Jorge hace las cosas de corazón.    - ¿Graba usted sus propias canciones?      - Si. Desde 1956. Lo hice primero en Odeón, luego en Microfón, y ahora en Clave, un sello uruguayo, que reedita en DiscJockey de Argentina.      La charla con Aníbal Sampayo toca a su fin dejándonos una serie de vivas imágenes de lo que ha sido y es la vida en las márgenes del "Río de los Pájaros". La viva presencia de la naturaleza; sus habitantes; el hombre niño y el hombre maduro; los seres animados o inanimados cuya individualidad define una forma de vida propia, compartida por la sensibilidad del artista.      Antes de despedirnos nos relata una anécdota:      - Don Florencio López y yo habíamos invitado a "Los Trovadores", a pasear por el Río Uruguay, un ventoso y frío día de junio. Los pájaros habían ido en busca de climas templados. Los muchachos comentaron: "si éste es el "Río de los Pájaros". ¿dónde están los pájaros?" (Revista FOLKLORE, Nº 96 del 15 de junio de 1966, pág. 18. Comenzó a publicarse en Buenos Aires en julio de 1961 por Honegger S.A.)

  En aquel entonces, Río de los Pájaros tenía 10 años. Hoy, 2006, ya celebramos el cincuentenario de este auténtico himno popular. José María Brunini organizó un hermoso acto en Paysandú, que Aníbal Sampayo disfrutó como ninguno. Deseamos fervientemente que al cumplir sus 80 años, podamos regalarle otra jornada de alegría y justicia histórica.
80 cumpleaños de ANIBAL SAMPAYO - Festejo de Los Pueblo Libres DOMINGO 6 DE AGOSTO - 18 HORAS Teatro Florencio Sánchez- Paysandú- República Oriental del Uruguay RIO DE LOS PAJAROS Canción litoraleña El Uruguay no es un río, es un cielo azul que viaja. Pintor de nubes: camino, con sabor a mieles ruanas. Los amores de la costa son amores sin destino, camalotes de esperanza que se va llevando el río. Chúa, chúa... chuá, ja, ja, ja. No cantes más torcacita que llora sangre el ceibal. Morenita lavandera, biguacita de la costa, enróllate la pollera, ponete a lavar la ropa... Tu madre cocina charque, tu padre fue río arriba y vos te quedaste sola lavando ropa en la orilla. Chuá, chuá... chuá, ja, ja, ja. No cantes más torcacita que llora sangre el ceibal. Canoita pescadora aguantame el temporal, si mis brazos no se cansan remando te he de sacar. Gurisito pelo chuzo, ojitos de yacaré, barriguita chifladora, lomito color café. Chuá, chuá... chuá, ja, ja ja. No cantes más  torcacita que llora sangre el ceibal.

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario